REGRESAR A PORTADA
CHOLITA CAJAMARQUINA

CHOLITA CAJAMARQUINA


Déjame subir
Por las enredaderas del amanecer
Hasta ese amadísimo lugar
Donde has enterrado la bufanda del viento.

Búscame a tientas,
Si es posible,
Cholita cajamarquina,
En los pliegues tibios de tu amor sin sábanas.

Haz que tus manzanas pecadoras
Muerdan despacito la silueta de cartón de mi alma
Y que despierte mi almohada
En algún bosque de pinos de un viejo almanaque.

El nuevo día
Podrá ponerse así
Las espuelas de su amor descalzo.

Entrégame tu querencia
En gotitas
Como el delicado jarabe de melodías aladas
Que los pájaros dan a sus crías.

No hagas caso de la noche
Que ha pasado desnuda frente a tu casa,
Agachándose para que no la viéramos.

Una araña teje sin prisa
Su amorosa red
Y atrapa los sueños de las esmeraldas
Que salen del pasto en busca del agua.

Sobre una alfombra de girasoles ciegos
Nos amaremos
Tú y yo
Y rascando con furia el suelo
Los gallos harán que la Tierra
Dé vueltas sobre su eje.

Abrete a la vida,
Cholita,
Como las retamas se ofrecen al sol
Y ayúdame a convertir este amor en semilla.

Retorno a Indice

 


© Es propiedad intelectual del autor. Prohibida su reproducción sin autorización expresa. Solicítela a jpereyra1952@msn.com